El proposito de este blog es compartir impresiones acerca de libros, películas, té...con las personas que lo deseen



miércoles, 8 de septiembre de 2010

El Vicio de la Lectura - Edith Wharton

Me encontré con este pequeño libro de bolsillo, una mañana de verano...curioseando por entre los estantes de una librería que está en liquidación. Es muy triste ver como los libros importan poco a una ciudad que se llama "cuna de las letras", cuando deja perder una librería como esta; sencilla, agradable, con música (que también podías adquirir) e incluso en una ocasión con té!!! Y con vino en otra...
Ha intentado sobrevivir como ha podido...Ha habido recitales de poesía, tertulias, coloquios, ponencias, grupos de música; blues, jazz,...Quizá no sea muy grande, ni tenga muchos años, pero era el sueño de unas personas que decidieron esforzarse en abrir un lugar para  quienes deseen aventurarse a escoger uno (o más) de los muchos libros que guarda...Tal vez no fuera tampoco una libería en la que una pudiera decidir qué leer. Sí pedías un libro tardaban mucho en traerlo (y cuando digo mucho me refiero a meses)...pero...en ocasiones, ese no es el problema fundamental. Porque allí ¡¡hay libros!!  Llenos de palabras que hacen que nuestra imaginación pueda volar y no quedarse abandonada en un mundo donde se prioriza lo rápido y fugaz...

¿Hemos perdido ese "vicio por leer" del que parecía quejarse Edith Wharton? En este pequeño libro, encontrado en ese lugar donde el suelo aún cruje, se nos muestran varios tipos de lectores. Entre ellos cabe destacar los "lectores mecánicos" que Edith W. los define como aquellos lectores que leen lo que está "de moda",  y creen que deben leerlo. Que conciben la lectura como una actividad de élite y una suma de horas. Por él, según Wharton, existen los libros mediocres, escritores a demanda del consumidor...es el crimen de seducir al talento creativo para que forme parte de las filas de producción mecánicas...(...)genera  una criatura  a su propia imagen y semejanza: el crítico mecánico. El corresponsal en Londres de un periódico neoyorquino cito que la gente ya no tiene tiempo de leer los análisis críticos de los libros; lo que deseaban era un resumen del contenido.
Aunque primeramente, Edtih Warthon, se pregunta por qué leemos?? Y piensa que ser lector no es algo que pueda hacer todo el mundo. Al igual que hay personas que tocan un instrumento y no todas lo tocan igual. Hay quienes sienten la música y el instrumento parece desvanecerse en las manos de quien lo toca. Al mismo tiempo hay quienes no se salen de su partitura.
Transmite que hay una relación entre libro y lector, que solo un lector nato podría vivirla. Habla del don de leer...Considera que el buen lector es el que establece un intercambio entre el escritor. Da vida a lo que está escrito, y de algún modo, lo modifica...es decir, piensa por sí mismo y no se deja manipular por la pluma que está encendida con ideas que surgen del escritor y no de la demanda.

En ocasiones, confieso que he sido una lectora mecánica...con libros de universidad y alguna otra cosa que ha caido en mis manos y no he sabido decir que no. Pero me encanta leer...disfruto imanginando ese mundo que quien escribe desea que sea encontrado por el futuro lector y que además...sugiere que el lector, también aporte ese granito de arena que comienza cuando hay una conversación...el enriquecimiento es mutuo. Ser lectora activa...

Edith Wharton, vivió algunos años al norte de Francia. De hecho, murió allí. Consiguió comprar una casa y hay una calle con su nombre por el norte de Francia...Curiosamente, mientras compraba el libro, quien me lo vendía, me explicó que él era de una ciudad de Normandía...de Rouen. Entonces, le hablé de mi viaje...de las maravillosas librerías que allí existen, en las que puedes comer, beber té, y...leer. O mejor!! Llevarte un libro a casa. Como no sé francés, en una librería pequeña de Rouen, me llevé un humilde y sencillo cuento de segunda mano. El dependiente sonrió, conocía las librerías de las que hablaba y me miró con nostalgia diciendome que eso en esta ciudad, parecia algo imposible. Que las personas sólo quieren sentarse en una terraza y degustar tapas...pero no devorar las hojas de un libro.

De todos modos, mantengo una firme esperanza, en que a pesar de que la lectura a veces no tener un lugar...(a veces, no siempre), existe una "inmensa minoría" que trabaja porque la lectura y los libros permanezcan.

La foto de la librería es de Rouen (tomada este verano)...Y el libro que me llevé está con el título en inglés...pero escrito en francés. Trata de un pobre hombre sencillo que trabajaba cuidando y limpiando los lavabos públicos...mientras sueña con tener otros trabajos; ser un artista, un valiente soldado, un cowboy...pero se dará cuenta que trabajar en estas cosas, también tiene sus exigencias y riesgos... 
El ilustrador es Raymond Briggs, que suele ilustrar libros infantiles e incluso una película de dibujos..."Cuando el viento sopla"

29 comentarios:

  1. ¡¡Tengo que leer este libro!! Me ha encantado lo que has contado y cómo. Tiene una pinta buenísima. Totalmente de acuerdo con la definición de Edith W. de los "lectores mecánicos", pero por otra parte yo soy de las que piensan que mientras la gente lea, que lea lo que sea, aunque me dé un poco de rabia que no se molesten en indagar un poco.

    A mí me da muchísima pena cuando cualquier tienda pequeña cierra, más aun si se trata de una librería. Lo que has contado es tan triste.

    ResponderEliminar
  2. Qué lástima lo de la librería. Lo siento mucho. En este mundo extremadamente materialista que nos ha tocado vivir no se sabe defender lo verdaderamente importante porque casi nunca es cuantificable...
    La reflexión a cerca de la lectura y los tipos de lectores me parece sensacional!!
    Muchas gracias y ánimo a tod@s l@s romántic@s de los libros.

    ResponderEliminar
  3. Me ha gustado muchísimo esta entrada. No conozco el libro del q hablas de la Warthon pero no puedo estar más de acuerdo con todo lo que en el se dice. De pe a pa, vaya.Me apetece leerlo.
    Las librerías están cerrando por todas partes,en España y en el resto de Europa.Igual está pasando con los cines. Al final tenemos la únicas opción de grandes almacenes y de impersonales multisalas.
    Yo hace mucho q leí el cómic d Briggs q mencionas y q luego se hizo peli. Precioso y espeluznante por lo q cuenta así q muy interesante esa compra tuya de Rouen. Saludos

    ResponderEliminar
  4. ¡Qué pena lo de la librería! Es de las que me gustan a mi.

    El libro muy interesante, otro que va a la lista.

    Un saludo.

    Ana

    ResponderEliminar
  5. Hola Maria, no, no hemos perdido el vicio, ni las ganas de encontrar librerias como las que nos presentas, siempre es un hallazgo.
    Por los lectores activos, por un tiempo al margen del mundo para leer, con una taza de té o café y música como la que nos regalas.
    Tendríamos que hacer más para promocionar esas pequeñas librerías, con fondo editorial, donde uno puede encontrar algo más que novedades, y que cada vez son más escasas.
    Un abrazo ;-)

    ResponderEliminar
  6. Siento mucho que se cierren librerías así igual que cines a donde has ido toda la vida o incluso tiendas de discos. Se echa de menos ese trato personal que hace más íntima tu relación con los libros.

    Buscaré el libro de Edith Wharton a ver si lo encuentro. Me reconozco lectora mecánica con algunos libros también pero aunque lea textos científicos y periodísticos, espero que estos me ayuden a comprender mejor el mundo en el que vivo y también mi profesión.
    Hace poquito encontré uno de Marcel Proust "Sobre la lectura" que de momento tengo en lista de espera. Es muy breve así que espero leerlo pronto y poderlo recomendar.

    Muchos besos

    ResponderEliminar
  7. Yo también estoy leyendo a Edith Wharton, en su autobiografía. Aunque me queda muy poco, la tengo un poco abandonada por problemas personales.
    Con respecto al tema, me entristece mucho ver las pocas librerías que hay en mi ciudad y la poco importancia que se les da a los autores clásicos.
    Mi ciudad es de unos 500.000 habitantes, capital de provincia, y hoy fui a la Feria del Libro y vine triste. Cada vez está hecha con menos ganas.
    Es lastimoso.
    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Cometí un error...y fue declarar este "artículo-ensayo" que apareció en un periódico neoyorquino, como un libro. Aunque he de decir que fue el formato en el que lo adquirí.

    Cristina, creo que leer este mini esayo, te encantará. Y estoy de acuerdo contigo en que es preferible que se lea. Pero Edith, quizá no pensó que los libros "se marchaban" por falta de lectores.

    Sí, si que es triste...y más cuando lo han intentado TODO. Besos!!

    Thorton, si que es una pena...Además que era un lugar con mucho encanto; un lugar especial...De esos sitios que embellecen la ciudad. No entiendo como dejan que se marche. Desde luego mi voto como ciudad cultural; no lo tienen.
    Es un ensayo cortito...espero que algún día puedas leerlo.
    Saludos!!
    La Prima de Audrey,...lo de los cines es también muy triste. Los comercios pequeños en general. Pero, tengo esperanza de que también habrá un espacio para quienes deseemos perdernos por calles de pequeñas tiendas...

    Briggs, me encantó con otro de sus comics. Le conocí porque una niña me regaló su cuento de Papá Noel.(Y eso que a mí Papa Noel no me entusiasma, pero fue un regalo y lo leí...me gustó mucho). Un abrazo!!

    Ana, creo que lo podrás encontrar por internet...como digo fue un artículo para un periódico. Pero creo que lo puedes encontrar en la Casa del Libro.
    Es precioso y para un pequeño rato!! Se lee más o menos enseguida. Aunque una se para bastante a reflexionar, con lo que el volumen de páginas no concuerda con el tiempo que se le dedica.
    Un abrazo!!!

    Maribel, es verdad...también existe el vicio por encontrar pequeñas librerías!! Imagino que en vuestros viajes también os perdistéis por alguna.
    La verdad es que es muy triste, pero al mismo tiempo, pienso, que puede que haya algún otro rincón donde alguien ayude y promocione a otro alguien a adquirir un lugar tan especial como este.
    Un abrazo viajero!!

    Little Emily, suena muy bien ese libro de Proust. Ya nos contarás, qué tal.
    Es una pena ver el cartel de Liquidación en amarillo y saber que todo lo que la librería contiene está en los estantes que vemos...que ya no hay un almacen, ni se esperan nuevos pedidos...
    De todos modos, quién sabe?? Puede que de nuevo surjan otras opciones.
    Tal vez llegues a tiempo a la liquidación...ójala!!
    Leer cosas que nos ayuden a llevar mejor nuestro trabajo, carrera, etc...puede llegar a ser también, muy interesante...
    Besos mil!!

    Luciana, espero que se solucionen pornto esos problemas personales...y que no sean graves. Creo que este pequeño ensayo, te gustará mucho. Y el libro que estas leyendo...estoy deseando saber más del él por ti.
    Sí, parece que las librerías y los libros están en "peligro de extinción"...
    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  9. Buenas... vengo pro aquí a tomar un té jejejee ( verde a ser posible)... y me ha gustado, me gusta esta tetería, la tienes muy bien cuidada...

    Como soy amante de los libros y de la buena conversación... creo q este blog me gustará... así q con tu permiso me quedo un poquito por aquí ojeando...

    Venga, un saludito, volveré por este bello lugar...

    ResponderEliminar
  10. Pues bienvenido Willy...Vale...entra y toma un poco de té verde...¡¡ojala se puedeira hacer esto virtualmente, verdad???!!

    Pasa cuando quieras por aquí. Ahora voy a visitar el tuyo.
    Un saludo!!

    ResponderEliminar
  11. Que triste lo que nos cuentas...
    Yo soy clienta de una de esas librerías y si bien es verdad que tardan mucho en traerte algo específico vale la pena por muchas otras razones como el trato cercano y personal,de intimidad, con el librero, el momento"bajar a la librería" y el de nuevos hallazgos que en otras circunstancias pasaríamos por alto, como el tuyo mismo!
    Lo de Francia ya me lo sé, conozco bastante el país desde hace años y me quedé con la boca abierta la primera vez que desayuné en una tienda de cómics(fue cerca del mar también, en Royan y hace añitos ya!).Por fortuna en mi ciudad se están poniendo cada vez más de moda las librerias-café.

    De nuevo, me ha entusiasmado leerte, puede que mañana vaya a ver a Depardieu, te cuento... leí tu entrada pero no comenté, la palabra "resilencia" sí me la conozco ...y la vida me ha regalado dos hijos maravillos!
    Besos

    ResponderEliminar
  12. María, a mí también me entristece ver cómo esas tiendas y librerías con sabor van cediendo paso a lugares fríos y sin ganas de transmitir sentirnos agradables en ellos... Conozco Francia y sé muy bien que eso es frecuente .. Te cuento, en el hotel que estuve en Lalinde había un salón de té y allí podías leer, escuchar música y de paso tomarte un té o un café... daba igual ...La atmósfera era serena y delicada y todo invitaba a sentirte como en tu propia casa... Hagamos porque esos lugares que tanto nos gustan no desaparezcan nunca... Que tengas un estupendo fin de semana y llevate un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  13. Hola María... gracias por devolverme la visita y puedes venir cuándo quieras....

    La lectura ha de ser un placer, no debe ser algo mecánico ( me alegro q cambiaras pues)...

    Por otro lado, sí, es triste ver como hay gente q hst tira los libros a la papelera como si no costaran nada no sé...


    Me encanta la música q tienes de fondo, qué buen rollo...me encanta.

    Un abrazo grande, q tengas una feliz semani!

    ResponderEliminar
  14. Hola, María,
    Asomo la cabecita por tu blog para saludarte y decirte que he vuelto al Laberinto, por si te apetece perderte un rato ;-)
    Un abrazo,
    Noemí (me he despojado de mi seudónimo ya que es obvio quién soy).

    ResponderEliminar
  15. María, a mi me encanta Edith Wharton, como sabes, y sin embargo no conocía este ensayo. Haré por conseguirlo, desde luego. Es cierto, a veces no dejamos llevar por una lectura demasiado rápida o demasiado compulsiva. Pero cuando damos con un verdadero/a escritor/a, la cosa cambia radicalmente,porque consiguen que nos sintamos implicados, que nos coloquemos al instante como interlocutores suyos, y que pensemos respuestas a sus sugerencias. Mantenemos una conversación con ellos, al leerles. Y eso es lo maravilloso de la lectura. Me ha gustado mucho todo lo que nos sugieres en tu entrada. Un abrazo,

    ResponderEliminar
  16. Realmente sorprende la actualidad de las reflexiones de la escritora. Muy interesante. Saludos

    ResponderEliminar
  17. Cuando el viento sopla, esa película tiene una buena banda de sonido.
    Cuando hablas de lectores mecánicos, todos somos un poquito, una especie de ellos. La pasión por los libros se hereda? se lleva ? Buenas reflexiones de la autora.
    saludos María

    ResponderEliminar
  18. María, esta debe ser una delicia de obra, así como lo es la entrada.
    Las reflexiones literarias me apasionan, por lo que me encantaría leer este libro. Me parece que hay muchas formas de leer, y que la conexión entre lector y escritor depende de varios factores, desde luego, pero quiero pensar que, de proponérselo, todo el mundo podría tener la capacidad de gozar con un libro. :D
    Besos.

    ResponderEliminar
  19. Sobre las lecturas de moda, o las películas o los programas: la actualidad o la moda pueden carecer de la más mínima calidad, pero me asusta por contra recluirme en mi mundo de refinados gustos y no poder hablar con mi compañero de viaje: no saber quien es Jorge javier Vázquez; Federico Moccia; de qué va la serie Física y Química o la última película de Santiago Segura. No sé si me explico. María: viste la estatua de Flaubert? el loro que le acompañó mientras escribía un coeur simple? y haber visto la oobra de Hammersoi, qué envidia!

    ResponderEliminar
  20. Como me gustaría tener una librería que ponga cafes y sentarme delante de ella a devorar un libro mientras devoro mi croissant con café con leche... Aquí en mi ciudad hay una pero la librera es tan antipática que es imposible ir y esquivar los aguijones de amargura que tiene incrustados en su espíritu proclive a repartir entre los demás... no se si me explico ;)

    ResponderEliminar
  21. Marci, qué bien escuchar eso de que se están poniendo en marcha iniciativas librerías-café...
    Y sí...me encantaría ver fotos del viaje a Rouan que hiciste. Tuvo que ser una maravilla.
    Espero que la película te haya gustado.
    Y el termino "resiliencia" es muy importante...Creo que todo el mundo ha tenido que recurrir a ella en algún momento.
    Mil besos!! Y gracias por pasar por aquí!!

    Ángela!! Sí...sé que Francia es un lugar en el mundo que conoces bien. Ójala, como bien dices, lugares como el que describes, no desaparezcan nunca. Besos!!!

    Willy, me gustó mucho pasearme por tu blog, y seguro que repito.
    Estoy intentando cambiar de música, pero Slide parece que ya no da opción a que se cambie...en fin...buscaré otro medio. Me gusta mucho Norah, pero...ya llevo mucho tiempo con ella y además se repite una y otra vez...en fin...ya veré como lo hago.
    Gracias por venir! Otro abrazo!!

    Noemí...voy lo antes posible a visitarte!! Qué ganas tenía de que volvieras!! Ya veo que has abandonado pseudónimo...
    Un abrazo grande guapa!!! (Espero que nos veamos pronto!!)

    Ariodante, muchas gracias!! La verdad es que el ensayo está muy bien. Y estoy contigo en cada palabra que dices. La verdad es que leer es siempre una oportunidad de aprender, de estar relajada, de estar inquieta...en fin...proporciona más actividad de lo que una piensa en principio.
    Un abrazo y espero que des con el minusculo libro-ensayo.

    Gracias Veleria!! Sí...esta mujer, Edith W. es incréible...sorprende como utiliza el uso del lenguajre...Saludos!!!

    Mario, Si...desde luego...yo siento que también soy una lectora mecánica. Quise expresar que E.W. no pensaba igual. Reprende ese tipo de lectura, a pesar de que yo estoy de acuerdo con que lo importante es leer...Quizá ella, no pensó que el mundo dejaría de leer...o que habría menos personas que leen.
    Creo que en mi caso no heredé...pero sí vi a mis padres leer. Y buscar momentos para hacerlo. Eso ayuda mucho...jaja...
    Saludos!!

    Andrómeda!! Estoy de acuerdo, de hecho, en ocasiones soy también una lectora mecánica...Pero E.W. se mete un poco con las personas que leen...porque se está dando cuenta que el número de libros que crece es aquel que más demanda tiene...y no precisamente se tratan de "buenos" libros...pero como digo anteriormente, E.W. no creo que pensara que las personas leerían cada vez menos...en fin...espero que encuentres esta reflexión...creo que te gustará muchísimo.
    Un abrazo muy grande!!

    Oesido, reconozco ser una de las personas que leen sobre un mismo tema una y otra vez...porque me gusta. Y de algunas cosas, como "Física y Química" o Segura, (la última película si que me gustaría ver) prefiero saber poco. Pero es algo que eligo...quizá no pueda hablar con todo el mundo de lo que no sé o no he leído, pero...sí que quiero estar abierta a escuchar algo nuevo...es decir...puede que alguien me presente un libro sobre cómo escalar montañas y me apasione a pesar de parecer estar anclada en la literatura inglesa...pero sobre series (como la de física y química) o deteminada literatura...creo que no pasaría nada aunque jamás las viera o leyera.
    No sé si era eso a lo que te referías.
    Saludos!!! Y gracias por pasar por aquí!!

    Aniky! Bienvenida!! Mmmmm!! Me encantaría disfrutar de un croissant!! Entiendo lo que dices...a veces las personas parece que "pinchan", verdad?? Pero quizá la pillaste en mal momento...o no...a saber!! Espero que encuentres tu lugar de encuentros con libros.
    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  22. este mundo que trabaja con el reloj y las ganancias por delante, está dejando que desaparezcan estos lugares pequeños de solaz y refugio de las mentes cansadas; después añoraremos encontrarlos. En mi ciudad acaba de cerrar un cine que tenía 40 años de vida y se dedicaba al cine menos comercial, pero con películas preciosas. Los jóvenes de hoy lo conocían como el "cine de los viejitos" porque iba mucha gente mayor a ver ahí estas películas que no contenían sangre, efectos especiales, escenas de sexo, pero que transmitían una historia.
    Lamento mucho lo de la librería.
    Trataré de encontrar ese ensayo para leerlo pues me gustó mucho lo que cuentas.
    Un beso,
    Ale.

    ResponderEliminar
  23. Ale, qué bueno!! Un cine para quienes disfrutan de películas con música interior...me encanta!!
    Es una pena que estos cines vayan despareciendo. En mi ciudad...también ha desaparecido uno de ese estilo. En fin...son los tiempos que nos tocan vivir...
    Espero que encuentres el ensayo,...te gustará y se lee en menos de una tarde.
    Besos grandes!!!

    ResponderEliminar
  24. hola, me ha encantado tu bolg, una pregunta, la imagen de la nina leyendo, quièn es el autor? gracias

    ResponderEliminar
  25. Pilar, Bienvenida!! No tengo ni idea de quién es...pero trataré de buscarlo.
    Gracias por pasar por aquí!!

    ResponderEliminar
  26. Buscando el libro de Wharton he dado con tu entrañable rincón. Tan sólo darte las gracias por el mimo que se advierte por doquier.

    ResponderEliminar
  27. Gracias Irpomesisposi!! Y Bienvenid@!!

    ResponderEliminar
  28. María, yo lo descubrí ayer tarde en la Casa del Libro, y es una delicia. Es verdad que a veces he sido lectora mecánica. Es increíble como un librito tan pequeño puede tener un contenido tan grande.
    Me encanta tu blog!!

    abrazos
    L;)

    ResponderEliminar
  29. Sí es cierto!! Está lleno de palabras contenidas en tan poco espacio, verdad??
    Bienvenida!! Y gracias!!

    ResponderEliminar