El proposito de este blog es compartir impresiones acerca de libros, películas, té...con las personas que lo deseen



jueves, 12 de enero de 2017

De entre las ramas del abeto

Echo mucho de menos entrar aquí y escribir y quedarme ratos a escuchar/leer lo que hay tras otros espacios en los que escribís. Pero como imagináis el tiempo es justo y no se puede deshacer más de lo que es. Y vivir es importante, quizá más que quedarse con pensamientos

Mientras... estamos dejando atrás el tiempo de Navidad, y todo lo que ha ido cediendo a su paso... Resumo estos momentos en cenas y comidas con personas que hace tiempo que no ves, con luces de velas encendidas y atardeceres invernales,... y también con quienes están más presentes en el día a día...Incluyo en este espacio de la vida... esas tazas de chocolate que acompañan a lecturas y películas...Además, de forma especial, para mí, se convierte en un tiempo en el que meditar, soñar, imaginar... pensar en eso que va pasando y llamamos momento  presente...redescubrir qué es lo que quiero hacer con ese espacio de tiempo que se nos regala...y también lo que puedo...escribo dejando pensamientos volar para luego explorar sobre ellos, y compartir palabras que se envían lejos...a veces muy lejos...

Me gusta mucho disfrutar estos instantes  para  que luego finalicen, casi, con la llegada de aquellos Reyes Magos de Oriente que dejan regalos por entre las ramas del abeto...

Estamos en un momento del mundo en el que las cosas parecen imprescindibles. De manera que este año, he sido fan de regalar "lo invisible". Aquello que no vemos que queremos hacer o aquel lugar al que nunca vas, porque "ya tendrás tiempo"...Ya que al final...lo que realmente importa es regalar momentos a quienes queremos. (Me he recordado  a  la serie The Middle, que en uno de sus capítulos se regalan cupones de abrazos, masajes, etc...pero quiero decir algo más que eso).

Foto hecha en casa. La madera
que bajo el libro,
pertenece al escritorio donde
suelo escribir últimamente.
Sin embargo, a pesar de que estos han sido los "regalos" protagonistas de estas navidades, siempre hay algún detalle que alegra el corazón. En este caso son los libros que nos esperarán este y otros años a ser leídos. También es una forma de regalar "tiempo"...para conocer otros personajes, otras formas de escribir, etc.

Empiezo por el libro que más necesidad tenemos, el "Libro de la Madera",  de Lars Mytting. Este es un libro que he regalado, pero que está cerca, y es todo un aprendizaje sobre cómo hacer un buen fuego y cómo cortar la leña. Ahora que hay chimenea en casa, viene muy bien saber, cómo apilar la leña, cómo utilizar el fuego para hacer que se consuma más lentamente, etc. Es mucho más de lo que digo, ya que el escritor se permite visitar a aquellas personas más longevas de Noruega, e investiga qué es para ellos la madera...pero no quiero adelantar acontecimiento, tengo que leérmelo para contar más sobre él. Se merece toda una entrada...Llama la atención las imágenes tan reales y que a veces me transportan a otra época. Más parece que han sido sacadas del siglo pasado. El libro ya en sí, es precioso. Han cuidado la imagen y las letras en la portada. Pesa bastante para sacarlo de casa, por lo que se quedará...y así aprenderemos a hacer un buen fuego y que sea lo menos contaminante posible.
Otro libro que me ha llegado es "Tocar el piano". En casa tenemos uno y hay quién sabe tocarlo, pero...falta ese tiempo de práctica.  El pianista que habla en este libro, te anima a seguir tocando...a no olvidar que con poco tiempo, puedes conseguir mucho más.

Sylvia Plath ha venido en forma de diario. Por sí mismo, es muy agradable al tacto y viene provisto de unas imágenes que no había visto nunca de Sylvia. Termina un 4 de julio de 1962, unos meses antes de su muerte. Es un gran libro,...grande y pesado, que también será de los que se queden en casa. Su lectura, estoy segura que será lenta y que tendrá otros libros que lo persigan entre medias. Sin embargo, tengo preparado desde hace tiempo, una entrada que escribo poco a poco sobre ella, y alguno de sus libros y poemas...Siempre me ha cautivado su vida, y por qué decidió terminar con ella. Dicen que no era su intención real, que era una llamada de atención. Bueno, nunca lo sabremos del todo. Pero nos ha dejado mucho que leer, y me entusiasma que en su tumba se dejen bolígrafos o lápices...una forma preciosa de recordarla.

Mientras he ido terminando de escribir, el cielo se ha ido tornando gris, y parece que el día se apaga, sin embargo, un petirrojo se asoma para contarme que la belleza del momento presente es única...que no hay nada como vivir lo que nos rodea, como si fuera la última vez. Os deseo todo lo mejor para este 2017...que seguro vendrá cargados de de oportunidades y sueños nuevos...
Por cierto...¿sois de los quitáis adornos al terminar navidad o aún os persiguen por casa? En mi caso, aún los tengo. Espero a la fiesta sueca, Knut, para quitarlos...siempre me da algo de nostalgia hacerlo.

20 comentarios:

  1. Feliz año nuevo Maria, y referente a los adornos de Navidad pues si ya los quitamos pero con mucha nostalgia un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy feliz año, Miguel. Yo también los he quitado ya, pero suelo quedarme con alguna corona de invierno. Los suelo dejar hasta mediados de este mes, un poco más quizá...otras veces ha sido hasta el día de las Candelas...ya iniciado febrero.
      Un saludo y lo mejor para este año.

      Eliminar
  2. Feliz año!!, que sea como un viaje repleto de esos regalos invisibles, o mejor, que sigas manteniendo esa capacidad de asombro y disfrute por los pequeños detalles de la vida, la naturaleza...
    Gracias por las lecturas propuestas, son muy interesantes y desde luego muy apropiadas para este tiempo de invierno. Parecen libros de chimenea y tazas humeantes... no he leído a Sylvia Plath, pero sin duda debe ser una mujer muy interesante, de cuyo diario sacarás grandes pensamientos a lo largo del año...
    Feliz año de lecturas y momentos compartidos de amistad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Thornton,...hay muchas lecturas interesantes y tazas que humean mucho especialmente estos días de frío invernal. Plath es una mujer interesante a más no poder...con mucha rabia contenida,...que la impidió ver el bosque tenía alrededor. Por el sufrimiento que vivió.
      Felices lecturas para ti también y que tengas un buen año.

      Eliminar
  3. ¡¡Feliz año, María!!

    Muy bonito lo que explicas, regalar momentos de felicidad, de cariño, de cercanía, de amistad... siempre es preferible a los objetos materiales, aunque tratándose de libros pierden su carácter material para pasar a ser también "momentos". Los tres libros son atractivos, me quedo con el de Plath (no tengo ni chimenea ni piano).

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Laura. Da igual no tener chimenea,... el libro de Lars es mucho más que cortar leña...es un modo de vida con la naturaleza y la búsqueda de la verdad en las voces de los antiguos. Me está gustando mucho y merece la pena...Viajas a Noruega sin querer...y gratis (bueno, solo lo que costó el libro).
      El del piano, no lo sé, porque lo regalé y aún no lo he investigado...esta por casa así que le echaré un ojo...el de Plath es una conversación pendiente.

      Otro abrazo grande

      Eliminar
  4. ¡Hola María! Yo soy de las que a pesar de adorar la Navidad, quito los adornos nada más terminar estas fechas y vuelvo a la normalidad, por así decirlo. Es como una forma de decirme a mí misma... venga, que comenzamos un nuevo año como una nueva libreta en blanco para rellenar, intenta que sea con lo que tú quieres y con buena letra.
    De los tres libros, me quedo con el de Silvia, porque no tengo chimenea, ni piano, pero me parecen muy interesantes los tres.
    Un beso muy fuerte amiga, y no te preocupes por esa escasez de tiempo para visitar otros mundos, te comprendo perfectamente, a veces, hay que dejar tiempo para vivir, sin más. ¡¡Un beso enorme!! :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Margarita,...a mí me gusta esperar algo más...La Navidad suele terminar más tarde del día de Reyes, pero yo suelo dejar los adornos mínimo hasta San Antón. También hay veces que tardo hasta las Candelas, pero eso me gusta menos...
      Me gusta eso que dices sobre empezar de nuevo con una nueva libreta en blanco. Es como me suelo sentir cada año.

      El Diario de Sylvia promete...ya os contaré...es como hablar con ella y al mismo tiempo leerla...no sé...despierta muchos sentimientos y más conociendo su vida a grandes rasgos. Me hago muchas preguntas...

      El libro de la Madera, merece la pena, no hace falta tener chimenea,...es como cuando leemos a Thoreau y no vivimos en los bosques en una cabaña sin nada...algo parecido...Merece mucho, mucho la pena.
      Y el del piano, no lo sé, la verdad...ya veremos, investigaré.

      Un abrazo grande y buen día lleno de lecturas...

      Eliminar
  5. Al Libro de la madera reconozco que le tengo muchas ganas, me apetece muchísimo ponerme con él
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues animo...merece la pena,...al menos de lo poco que llevo leído. Besos

      Eliminar
  6. Querida María
    Me encanta venir a tu blog porque comparto contigo la manera de entender la vida y de vivirla...de soñarla
    También siento mucha nostalgia al quitar mi portal de Belén ,mi árbol de Navidad y mis adornos...Ya está todo guardado esperando la siguiente Navidad,ahora toca disfrutar del invierno
    Un Beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí también me gusta visitar tu blog y lo hago a veces en silencio, porque donde leo, no puedo escribir...pero en cuanto encuentro hueco...voy directa a verte.
      Es triste ir despojandose de la Navidad, para que entre el tiempo más común...pero también es bueno quedarse con todo en blanco...vacío...viviendo el presente. Disfruta mucho del blanco invierno.
      Un abrazo

      Eliminar
  7. Mi querida María:
    ¡feliz 2017! que venga lleno de bendiciones para tí y los tuyos ;)
    yo aún no quito los adornos de Navidad, pero espero hacerlo pronto. Este año no hubo pino...es el primero en la vida de mis hijos que no hay arbolito. Muchos nacimientos de todo el mundo, luces y velas...pero sin pino.
    Que bien suena tu chimenea...aquí apenas comienza a hacer frío...como si el invierno viniera tarde.
    un beso,
    Ale.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ale, qué alegría verte por aquí...Feliz todo 2017!!! Y lo mismo...muchas bendiciones para ti también...en especial esa irlandesa que tanto me gusta compartir.
      Ahora que te escribo ya quité casi todos los adornos...quedan algunos que me recuerdan al invierno. ¡¡Qué bonito!! Un pino en casa...yo pongo el de mentira. El de fuera solo le dejo con algunas luces...
      La chimenea es una maravilla, sin embargo también tiene su lado oscuro...como todo.
      Espero que no paséis mucho frío.
      Un abrazo y un beso gordo.

      Eliminar
  8. Los dejo hasta el 2 de febrero, la Candelera, siguiendo la tradición catalana. ES curioso, porque ese mismo día es el famoso de la Marmota que predice el tiempo, jeje!
    Me encantan tus regalos. Este año los reyes me trajeron un desayuno al día siguiente en una de mis cafeterías preferidas a la que nunca tengo TIEMPO de ir. Ai... ese tiempo que se nos escapa entre los dedos...
    Y respecto al pianista, leíste su primer libro Instrumental? Dicen que es muy duro pero tengo ganas de leerlo por su amor a la música...
    Besos y que tengas un buen 2017!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé si será tradición catalana, pero en muchos pueblos se sigue esa costumbre. Sin ir más lejos en alguno de Cáceres. Pero aquí, en casa, nosotros escogemos quitarlos poco a poco a lo largo de Enero. Alguna vez, los he tenido hasta la candelaria. Este año ya están guardados, solo he dejado algunas coronas de invierno.
      ¡¡Qué bonito regalo!! ¡¡Qué te traigan el desayuno a casa!! ¡¡Me encanta!!
      No leí el primer libro del pianista,...pero también lo tengo en cuenta.
      Un abrazo y lo mismo...todo lo mejor para este 2017.

      Eliminar
  9. Feliz año María. Nuevos días por delante para leer sin piedad.
    Fernandez es el mejor!
    Un saludo grande!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Feliz Año, Ana, y lo mejor...eso de leer sin piedad, y escribir.
      Besos muy grandes!!

      Eliminar
  10. Hola MAría!
    A mi me da mucha flojera quitar lo adornos de navidad jeje, felizmente este año los han quitado por mi :D
    Me ha gustado mucho el libro del piano, aunque nunca he tocado uno, puedes creer? He visto algunos de lejos creo.
    Me agrada la idea de regalar momentos :D

    Un súper abrazo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pilar, a mí también me da pereza recoger adornos, pero bueno...hay que hacerlo. Me alegra saber que tú contaras con ayuda.
      Espero que algún día toques un piano...es bonito...pero dejo que descubras por ti misma esa experiencia.

      Lo mejor,...regalar momentos...eso es lo que nos hace mejores...
      Besos

      Eliminar