El proposito de este blog es compartir impresiones acerca de libros, películas, té...con las personas que lo deseen



martes, 17 de febrero de 2009

El té y música francesa

Ahora ya en casa...escuchando música francesa (French Café), leyendo, y tomando una taza de té de "Tarraco Blend" (uno de mis preferidos de la Tea shop)... Vengo de estar ocupando esos momentos en "blanco", donde una se tiene que desplazar de un lado a otro y tiene que esperar...Siempre me suele acompañar un libro y hoy se ha venido conmigo un "pequeño" (no quería ir muy cargada y escogí a última hora algo de lectura breve).

Se llama "El té" y es de Margot Fontaine. Ojeando el índice, me fui directamente al capítulo: "el té conquista Gran Bretaña". No soy muy amante del café, pero tampoco lo aborrezco... hay muy buenas tazas de café para disfrutar (tengo en mente algunas).

El libro informa, brevemente, de los orígenes del té en Gran Bretaña. Y sentada, esperando, he visto cómo llegó y comenzó a prosperar, e incluso a formar parte activa de su cultura. Desde luego, cambiaron "un poco" el rito original del té. Para empezar, lo se tomaba con leche y azúcar. También en ocasiones con limón...Incluso se comenzaron a tomar normas sociales para servir el té.

Pero lo que más me ha gustado descubrir, y que no sabía es por lo visto ya en 1784 La Rochefoucauld escribió: "....por toda Inglaterra el hábito de tomar té es general. Se toma dos veces al día y, aunque el gasto es considerable, el más humilde campesino toma té dos veces al día igual que el hombre rico (...) se reconoce que cada persona, hombre o mujer, consume un promedio de cuatro libras de té. Verdaderamente, es una cantidad enorme".
(Pensé que daría igual un café que un té...y que no habría distinciones...quizá en la calidad pero nada más)
También acerca de ésto, un antropólogo, Sydney Mint dijo: "la primera taza de té caliente con azúcar que bebió un trabajador inglés supuso un acontecimiento histórico relevante, ya que prefiguró la transformación de toda una sociedad y una renovación de sus principios económicos y sociales".
El libro no deja de tener menciones especiales a esa contribución social, que considera, que el té introdujo. Luego, por supuesto, detalla cómo servir el té, cuales son las mejores teteras...en fin 126 páginas llenas de detalles. Incluso de alguna que otra receta preparada con té.

Personalmente disfruto mucho del ritual (quizá, el propio...no sigo especialmente reglas) de preparar y servir el té. Me encanta descubrirlo en las películas, y ver sus tazas y teteras. Disfruto escuchando el agua hirviendo, el tiempo de espera del té en la tetera y como el agua cambia de color. Y el sonido de la tetera a la taza...después echarle azúcar (morena, en mi caso) y un poquitín de leche (si conviene)... No lo puedo evitar...Es como quién es un habitual del vino o del mate... Cada quien con sus pequeños deleites, no??

La imagen de arriba, es mi tetera de Chatsford TeaPot (importada de Inglaterra) desde hace seis años me acompaña. Y las tazas son de un mercado inglés (pero adquiridas en Florencia -Italia)...también del mismo tiempo.

"Si tienes
frío, el té de calentará;
si tienes mucho calor, te refrescará;
si estás deprimido, te reconfortará;
si estás excitado, te calmará".
(Herbert John Gladstone (1854-1930)


20 comentarios:

  1. Precioso María, te he leído y me he ido a prepararme un té "Earl Grey",:) siempre lo saboreo con mucho cariño. La verdad es que el libro parece no tener desperdició y ser muy interesante. Muchos besitos.

    ResponderEliminar
  2. me ha gustado leerte, voy a ver si le echo un vistazo a ese libro, parece interesante.
    Saludos y enhorabuena por tu blog, me gusta mucho.

    ResponderEliminar
  3. Me encantan esas escenas del típico ritual de tomar el té, claro esta en casi todas las películas inglesas esa escena no puede faltar y yo disfruto con ellas, sobre todo en las películas de época. Me ha encantado tu relato María, voy a intentar encontrar este maravilloso libro lo encuentro muy interesante. Siempre que paso por página me dan unas ganas locas de tomar té, así que ahora mismo ve voy a la cocina a prepararme un buen té de canela y saborearlo con gran pasión, antes de ir a buscar a mi hija al colegio.

    Besitos para ti

    ResponderEliminar
  4. He disfrutado muchísimo leyendo esta entrada. Creo que ha sido el equivalente en versión blog a una buena taza de té como las que describres. Gracias.

    Y la foto es preciosa; la tetera también.

    ResponderEliminar
  5. La foto me ha encantado y la entrada también pero no se que me pasa a mí con el té...es mi asignatura pendiente .

    ResponderEliminar
  6. Una taza de té puede implicar grandes significados para quién la mira, así cómo me lo profesa una pagina en blanco y una pluma reposando sobre ella, o como sucede a mi madre con sus platíos, que cuida con tanto amor... temo haberlo dicho antes, pero tu blog me hace sentir emocionas tiernas, como una especie de alegoría a lo calmo y sencillo de la vida. Todo mi cariño, adieu!

    ResponderEliminar
  7. Maravillosa convinación María, música francesa y una taza de té. No conocía el libro y tomo nota de el, del mismo modo tomo nota de la música que citas!
    besos

    ResponderEliminar
  8. Mmm, parece que desde aquí huelo el té. Muchas gracias por enseñarnos la foto, me ha encantado tu tetera :) Las tazas también son bonitas. Yo tengo muchas ganas de tener un juego de té en condiciones, pero todavía no he encontrado uno que me guste y no cueste un dineral.
    Un saludo,
    Tanakil.

    ResponderEliminar
  9. Delicioso relato, casi puedo sentir el olorcito del té acompañada de la música francesa.
    La foto es preciosa, con la tetera y las tacitas.

    ResponderEliminar
  10. Buena reseña històrica te trajo ese libro sobre el tè. Cuéntote que acá en Argentina bebemos té, café y mate, éste último es el súmmun. Se trata de una infusión sencilla pero muy adictiva sobre todos entre amigos. Cualquier excusa es bien recibida para tomar mate. Se toma acompañado, solo, dulce, amargo,uff..
    se prepara en un recipiente estilo pocillo de café o calabaza hueca, se le agrega yerba mate y a través de una bombilla de metal se chupa la infusión que quedó después de agregar aguan caliente.
    Bueno pero el asunto era el té. Yo lo disfruto con tartas.

    saludos

    ResponderEliminar
  11. ¡qué rico! creo que nos has sentado un poco a tu mesa... gracias. Comparto tu gusto por el té a mí me gustan mucho los rooibos, tengo uno muy rico: murmullo del bosque, cuando quieras nos tomamos uno.
    Un saludo. Me encanta tu blog.

    ResponderEliminar
  12. Preciosa tu entrada María, y una joyita de libro que reseñas en forma estupenda.
    La foto de tu tetera y tus tazas es maravillosa. Mi tetera es mucho más "impersonal". :( Por cierto que el mate también me gusta, tengo todo el "equipo" para prepararlo en su forma original (aunque no fue fácil conseguirlo).
    Ahora mismo estoy con un aromático té (Jasmine pearls).
    Tu blog es como un remanso de paz; si no tengo el té en las manos, lo preparo tras haberte leído. :)
    ¡Abrazos!

    ResponderEliminar
  13. Marisa, cuánto me alegra saber que te has aficionado al earl grey!!
    El librito es chiquitín, pero con enjundia. Besiños.

    B, bienvenida y gracias por tus palabras...me pasearé por tu blog. Saludos.

    Mamen, ojeando tu blog he visto que nos parecemos mucho...El libro es muy pequeño, cabe en un bolsillo. Pero tiene mucho contenido. Besos y que disfrutes del día.

    Cristina, gracias por tus palabras...¿has probado ya el tarraco blend? Ya me dirás.Bss

    Marci, nada, hay cafés maravillosos. La de más arriba, la conozco desde niñas, y hasta hace poco no podía con el té. Para mí es que fue todo un descubrimiento y siempre me han gustado las infusiones (me viene de familia). Un beso grande.

    Caballero, gracias.

    Eva, me habría gustado incluir un link con la música, pero no pude...tardé dos horas en colgar la entrada...pero está muy bien...quizá en la próxima ocasión.
    Un abrazo!!

    Tanakil, la foto la puse por ti, para que veas más o menos lo que hay...pero si andas detrás de un juego de té, por favor, muestramelo cuando lo consigas...No sé si por donde vives hay Tea Shops, allí suelen tener teteras y tazas muy bonitas...ya me dirás. Un abrazo.

    Luciana, muchas gracias. La verdad es que hay momentos mágicos,...verdad?? Saludos

    Mariano, el mate es mi asignatura pendiente. Por mi trabajo conozco a gente de muchos países y qué decir tiene que de Argentina...Hay una que ya ha introducido el Mate con marroquis, dominicanas, rumanas, etc...Y me cuenta que la gente allá, lleva el termo en el bus, en cualquier lugar. Tengo que atreverme un día a probarlo. Quizá es que lo noto amargo.
    Saludos.

    Josune, bienvenida...me pasearé por tu blog...y ummm que bien suena eso de "murmullo del bosque". Saludos!!

    Andromeda, qué bien lo del mate!! Me tengo que hacer con una calabaza y bombilla. Gracias por tus palabras...yo me siento muy bien leyendo tus reseñas de libros. Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  14. Muchas gracias María por prepararnos una taza tan reconfortante... además de agradable me ha parecido interesantísimo lo que comentas acerca del té en Gran Bretaña. La verdad es que hay cosas que damos por hecho, porque pensamos que siempre han sido así y realmente son todo un cambio en la vida. Un afectuoso saludo.

    ResponderEliminar
  15. ¿Sabes lo mejor del té?
    TOMARLO CONTIGO, CLARO.
    Muchos besos bella María

    ResponderEliminar
  16. María, si te gusta la música francesa, te sugiero Claire Pelletier. Es maravillosa!!
    Ya me dices.
    Besis

    ResponderEliminar
  17. Thorton, un placer verle por aquí...muchas gracias por sus palabras. Saludos!!

    Aldonza...¡¡pero sí fuiste tú, quién a través de Luis, me "presentaste" a Claire Pelletier!! Tienes algo más de ella??
    Por cierto...tenemos un té muy pendiente juntas...y quizá, con algo más...jeje...tal vez te sorprenda!! Muchos besiños

    ResponderEliminar
  18. Gracias por recomendar este libro. Siempre estoy buscando libros que hablen sobre la historia del té y me has convencido.

    Besos

    ResponderEliminar
  19. Gracias Little Emily por pasarte por aquí...El libro es de 126 páginas, y me han cautivado todas ellas.
    Tengo otro que se llama "Pequeño tratado del Té", que tampoco está mal, pero este por su forma de estar escrito que llamó más la atención.
    Besos y que tengas un buen día!!

    ResponderEliminar
  20. Veo que al final caeré rendida a los encantos del Té...

    ResponderEliminar